De JORGE ARBELECHE:

 

Decía Darío: “Y la primera ley, creador, crear”. Mi artista real se percibe cuando sabe calar su personal universo, su mundo intransferible con sus coordenadas perfectas, con sus posibles incoherencias lógicas, pero con la imprescindible lógica inherente a toda obra de arte. Este de Leonardo Garet es un mundo personal, auténtico, original y diferente. Asistimos en estas páginas en prosa, que bordean la sutil frontera de la poesía y que no llegan a narraciones tradicionales, a una atmósfera irreal con su magia cotidiana. Estamos ante un universo que se inicia como si asistiéramos al comienzo de los tiempos, alrededor de los elementos fundamentales y eternos, -el agua, por ejemplo- y a los ritos sagrados que los celebran. Mundo mágico que se entremezcla con el real y cotidiano, donde lo fabuloso convive con lo prosaico, donde se festeja, a través del símbolo agua, el misterio renovado de la vida. Fábula y magia, irrealidad, tiempos augurales. Parentesco, quizás, con el mítico mundo de Marosa. ¿Acaso, Salto, tierra de naranjas y de río, también tierra de magia y de prodigio?

 

Jorge Arbeleche, Montevideo, Uruguay (1943). Escritor, ensayista. Inspector de Literatura. Director del Departamento de Letras del Ministerio de Educación y Cultura. Entre sus libros de poesía: La casa de la piedra negra (1983), El velo de los dioses (2001), El bosque de las cosas (2006).

       
 

 

Dirección para
contactarse con esta
página:

leogaret2017@gmail.com